Logo Joselito
Imagen del post
Momento crucial: cómo comprar un buen Jamón
Javier
18 noviembre, 2020
Hace 1 año. Actualizado 29 Abril 2021, 08:46
0 comentarios
Joselito Momento crucial: cómo comprar un buen Jamón

Se acercan las fiestas. El año ha sido aciago para la Humanidad y queremos cerrarlo con honor. Resarcirnos de tantos sinsabores con esos pequeños grandes placeres gastronómicos que por sí solos hacen que merezca la pena estar vivo.  

Así que llega el momento de comprar un buen jamón. ¿Por dónde mirar? ¿Cómo escrutar? ¿Qué factores calibrar y medir para no errar en una elección tan trascendental? Al jamón lover de turno le gustaría monitorizar la pieza en plan terminator, como si dispusiera de rayos X en la mirada para poder conocer de un vistazo todos sus secretos y su ulterior rendimiento y sabor. 

No teman. Vamos a dar unas pautas para que la compra del jamón no sea una tómbola o un albur –tantas veces saladisimo o insípido– al capricho del destino. 

¿Qué características debe tener un buen jamón?

En primer lugar, y como mandamiento a fuego: el jamón debe ser Joselito. Con este primer requisito, ya nos garantizamos un elevadísimo tanto por ciento en cuanto a fiabilidad. Y de profundidad de sabor, acierto de pleno. 

Anatomía de un buen Jamón

Vayamos por partes: de entrada, de lo primero que tenemos que fiarnos es de su forma, de su anatomía, de su silueta. 

Si el peso no es muy rotundo (alrededor de unos seis kilos), mejor decantarse por una paletilla. El jamón de gran peso en báscula denota sabor en casi todos los escenarios. Siempre que la maza sea ancha, bonita, como una estupenda pista de aterrizaje donde pasaremos el cuchillo y extraemos puro placer en lonchas. 

Los pliegues no son buenos consejeros (delatan poca grasa interior), como también resulta importante que la pieza no presente hendiduras y la pata sea fina, estilizada cual danzarina de ballet. 

Si la pezuña está desgastada, indica que el cerdo ha estado ejercitándose como debe en la dehesa, su gimnasio favorito. Ese desplazamiento andarín, a veces al trote,  provoca que la grasa y el oleico se infiltren.

Ingredientes naturales y presencia de grasa

Por supuesto que en la etiqueta se especifique que no añade conservantes ni aditivos, ni colorantes u otro tipo de aditamentos inútiles y para nada naturales. 

Si al descubrirlo está recubierto por una buena capa de grasa indica un dulzor excelente, será jugoso al paladar. La grasa sonrosada asegura, del mismo modo, tanto que ha habido una protección durante el asentamiento del jamón y vaticina una posterior largura en boca. 

Tacto y olor: imprescindibles para elegir un buen jamón

Vamos al plano táctil. Si le dejan palpar la pieza porque su charcutero es de confianza (ya sabe, sea precavido y responsable y toque esta joya con todas las de la ley sanitaria), compruebe la estrechez de la babilla, y que no esté muy blanda ni muy dura. 

Aquí se mide el nivel de curación. Una vez abierto, al pulsar con fuerza con el dedo sobre la punta ha de asomar un buen brillo grasiento. Ahí se percibe su excelencia en la mayoría de los casos. 

Si estamos hablando de un producto más añejado o vintage, el tono de la grasa debe ser dorado. Y que tenga buena veta atravesando la maza en todos los casos. Eso es un síntoma fantástico. 

Además, debe despedir un aroma agradable, a campo y a frutos secos. Nada de fragancias rancias. Y recordamos. Cuanto más grande, mucho mejor, no escatime con el tamaño. Mayor rentabilidad y provecho. Y no crea que el hueso será más grande si adquiere un jamón superlativo. 

La estructura ósea es igual para uno de 7 kilos que para uno de 9, pero el de mayor envergadura tendrá un rendimiento en lonchas que se prolongará en jornadas... y abrochará el año con una suculenta esperanza. ¿Conocías todo lo que debes tener en cuenta si no quieres fallar al comprar un buen jamón?

Te puede interesar

Tagged with: Jamón Joselito Consejos
Compartir
Javier
Ha trabajado en las secciones de Madrid, Infografía Crónica y Magazine del diario El Mundo. Especializado en gastronomía, puedes leer sus reportajes en Fuera de Serie y Sobremesa.
Deja una respuesta
Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *.
No compartimos tus datos. No spam.
DEJAR COMENTARIO
COMENTARIOS(0)